Logo Lalala News
 
Martes 22 de Octubre de 2019 23:40
 
 
 
 
Psicología
 

¿Qué es la imagen corporal?

 
2019 - sep - 18
|
Noticias
|
 
 
 
 
 

  Esclarecer sobre lo que representa la imagen corporal es una cuestión fundamental para poder entender como funcionamos, no solo en relación al cuerpo, sino también a lo que el mismo implica en nuestra mente. Para ello, principalmente hay que poder diferenciar lo que es el esquema corporal de la imagen.

 El esquema corporal, siguiendo las palabras de Francois Doltó, tiene que ver con aquello que nos representa a nivel biológico, se lo utiliza en medicina para hablar de la complejidad neuropsicológica. “Es específico al individuo en cuanto representante de la especie y es el mismo para todos.” (F. Doltó) Es decir, es lo que conforma nuestro cuerpo en relación a lo sensorial, lo motriz, las partes del mismo, etc., con las que se puede designar ciertas “enfermedades” o “anomalías”. Está en permanente formación, debido a que va cambiando a lo largo del tiempo. Y, si bien tiene una parte inconsciente relacionada a lo afectivo, es, en mayor parte consciente.

  Sin embargo, desde la Psicología y más específicamente del Psicoanálisis, nos ocupamos de la imagen corporal. Esta misma es la representación mental que cada individuo tiene de su propio cuerpo y es siempre inconsciente. Ahora bien, ¿Con qué tiene que ver esta representación? ¿Cómo se forma? ¿Qué cosas intervienen en la formación de nuestra imagen?

  Principalmente, la formación viene desde la infancia, en relación a nuestras sensaciones y las distintas etapas que atravesamos. La imagen corporal es cómo creemos que nos vemos, que somos y, también, como creemos que nos ven los demás. Pero ojo, no tiene que ver con la forma en que los otros nos ven sino con cómo pensamos nosotros que nos miran esos otros. Cabe aclarar que la imagen del cuerpo no es algo estático, sino que está en constante construcción: se construye, de destruye, se vuelve a formar.  

  En nuestra vida hay ciertos momentos claves, donde a partir de los cambios del esquema corporal, cambia por lo tanto nuestra imagen del mismo.  Por ejemplo, en la pubertad donde los cambios que aparecen en nuestro cuerpo hacen que modifiquen nuestra idea respecto al mismo. También, esto suele darse en situaciones donde uno sube o baja de peso, sobre todo si es de forma repentina. En estos casos, puede ocurrir el hecho de no reconocer nuestra imagen en el espejo, justamente por esta imagen mental que nos creamos del cuerpo que tenemos y, porque la misma no va al mismo tiempo que el cambio corporal. Es decir, puede suceder que el cambio sea tan repentino que nuestra mente no puede adaptarse al mismo tiempo.

  La imagen del cuerpo no se forma de forma lógica, es decir, no todas las personas utilizamos las mismas cuestiones en nuestro inconsciente según las que se rige la imagen. Sin embargo, en esta, influyen nuestros movimientos, nuestras posturas, ideas familiares en relación a lo corporal, los estereotipos socialmente aceptados, las miradas de otros importantes en nuestras vidas, y, sobre todo, nuestro deseo. Estas cuestiones son las que generan la forma en la que nos miramos ante el espejo, y, además, las partes que valoramos o que rechazamos de nuestro cuerpo.

  Es muy común escuchar que personas que cumplen los estereotipos de la sociedad no se sientan a gusto con su propio cuerpo o, también, personas que padecen de obesidad, por ejemplo, que se encuentran con un autoestima alto. Estas cuestiones tienen que ver justamente con la imagen corporal, con el cómo se fue conformando la misma desde nuestra infancia, por esto mismo, se dice que la imagen del cuerpo no tiene que ver con la lógica, sino más bien con distintas cuestiones que nos fueron marcando a lo largo de la vida, y nos marcan actualmente, de forma inconsciente.

 

Nadia M. Augusto

Lic. en Psicología MP: N° 826

Don Bosco 331- Planta Alta

3624-758473